Durante los últimos años –la llamada era digital– ha impactado significativamente la forma en la que vivimos; desde la manera de comprar, viajar, aprender, planear, hasta la de hacer transacciones bancarias, el pago de servicios, ubicación en tiempo real, etc. ¿Te has preguntado cómo se ha visto impactado el sector salud? y sobre todo cómo se ha visto afectado con la transformación digital.

Algunas industrias han experimentado una explosión de tecnologías emergentes, otras se han visto forzadas a evolucionar en un mundo digital que les obliga a adaptarse. Quizás el sector salud es uno de estos últimos, ya que en nuestro país pareciera uno de los sectores con mayor rezago, pero no lo es, –claro– es sin duda, un diamante en bruto para aquellos emprendedores y compañías que han enfocado sus esfuerzos en tan vital sector.

La Salud Digital

El sistema sanitario se ha estado transformando, partiendo quizás de la primicia del ahorro y reducción de gastos, encontrar nuevas formas de hacerse más accesible, fácil y rápido tanto para los pacientes como para los profesionales de la salud.

El avance tecnológico del sector no se limita a la creación de equipo médico más sofisticado, avances científicos, formas de distribución o mayor investigación, también al conjunto de tecnologías de la información en temas de prevención, diagnóstico, tratamiento, seguimiento, gestión, educación y accesibilidad; esto es Salud Digital.

El estado de la salud digital en las instituciones

“Hasta hace 8 meses –Septiembre 2018–, aún teníamos que hacer las gestiones en papel, había un problema real en el seguimiento de los documentos, se perdían o los pacientes los modificaban. Con el expediente electrónico ahora es más difícil que se falsifique esta información y más fácil hacer un diagnóstico, la medicación y el seguimiento de un paciente y llegar a donde se quiere; pues facilita la participación de varios médicos”

– Dr. Francisco Morales, IMSS

La adopción de este tipo de tecnologías ha sido relativamente fácil para las instituciones gubernamentales como el IMSS o el ISSSTE, quienes reportan uno de los mayores avances en el seguimiento de los pacientes a través del expediente digital, el cual permite mayor comunicación entre todos los médicos involucrados entre las consultas, el estudio, diagnóstico, medicación y acción.

“En el camino que le toma a un paciente ir del radiólogo de vuelta al consultorio, ya puedo revisar los resultados en la computadora, ya que todas las imágenes son compartidas en la red del IMSS a nivel nacional.”

Del lado del paciente, al tener una una receta médica electrónica –única a nivel nacional–, representa no solamente agilidad y seguridad en el proceso, si no también mayor control de inventarios y comunicación entre las áreas de una institución.

¿Vamos atrasados?

“Yo pensé que estábamos en la edad de piedra pero no, hay muchos adelantos que se han llevado a cabo, como una gestión de los datos personales muy precisa, por ejemplo, solicitar la información de un paciente y disponer sus datos a través de expedientes digitales gestionados por el INAI”

Aún hay grandes retos

La adopción de la tecnología han permitido grandes avances, pero sin duda aún hay retos para todos los sectores.

Hemos visto cómo expedientes y recetas digitales facilitan la gestión tanto para los médicos y pacientes, aquí es cuando se torna interesante cuando se evalúa el grueso de esta información, el denominado Big Data de la salud y observamos los datos nivel nacional para quizás administrar mejor los medicamentos, conocer el comportamiento de una región y tomar acciones que beneficien el conocimiento general de la medicina, etc.

¿Cómo proteger la información de los pacientes? y al mismo tiempo ¿Cómo hacer ésta información disponible para facilitar el diagnóstico entre médicos? ¿Cómo hacer disponibles los avances en salud digital a médicos fuera de las instituciones y qué están haciendo empresas privadas al respecto?

Son algunas de las grandes preguntas que están respondiendo empresas como Prescrypto en México, gracias a su servicio de prescripción médica electrónica firmadas electrónicamente a través de blockchain.

No es algo lejano, la evolución hacia lo digital está mas cerca de lo que crees, en varios países del mundo se ha empezado a desarrollar tecnologías a favor de la salud y han sido resultados satisfactorios. Dentro de los próximos diez años, es probable que la salud digital sea general para la mayoría de las organizaciones que brindan salud humana y que se fomente la calidad de vida rápida, eficaz, personalizada y formativa.

Uno de los ejemplos más claros, es la participación activa de la UNICEF en el apoyo y fondeo constante a empresas dedicadas a temas de salud digital, como en la reciente conferencia “The Hype and Hope of Blockchain”, donde podemos ver lo que empresas –incluido Prescrypto– al rededor del mundo están haciendo a través de la tecnologías.

Recetas médicas electrónicas

Prescrypto es una app gratuita para médicos, clínicas y farmacias que puede crear, enviar y rastrear prescripciones electrónicas.

Comienza a recetar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *